Filtros activos

Imprimación antioxidante o anticorrosiva

Filtros activos

Imprimación antioxidante o anticorrosiva

9,47 €
MINIO ELECTROLITICO NARANJA 375 ML
Imprimación de uso general para soportes metálicos de aplicación industrial.
Temporalmente no disponible

Información adicional

La imprimación antioxidante o anticorrosiva es una imprimación de secado rápido que se aplica para proteger el hierro que está sometido a condiciones climáticas extremas, zonas costeras de mar, de alta montaña o superficies oxidadas, es necesario la aplicación de una imprimación antioxidante o imprimación anticorrosiva. Las imprimaciones antioxidantes protegen contra la corrosión llevando pigmentos anticorrosivos de zinc activos que bloquean la formación de óxido, a parte de ofrecer una excelente adherencia. Si vamos a pintar un hierro oxidado será necesario pintar con pintura imprimación antioxidante, si vas a pintar puertas, farolas, rejas, muebles de metal, barandillas o cualquier otro hierro en interior o exterior recomendamos aplicar imprimación anticorrosiva. Es necesario pintar después de aplicar una imprimación antioxidante o anticorrosiva? Esta pregunta es muy habitual, pensamos que si aplicamos la imprimación antioxidante, no tenemos que hacer más, la imprimación antioxidante es una capa intermedia que debe ser protegida por una pintura de acabado, al no poseer protección en su película de acabado podría volver a oxidarse de manera muy rápida. ¿Si aplicó una imprimación antioxidante no es necesario lijar? Es falso, cualquier hierro que ya esté oxidado es necesario prepararle, lijando y cepillando la superficie para tener un agarre óptimo y eliminar la mayor capa de óxido para que la imprimación antioxidante pueda realizar su trabajo. Si es un hierro nuevo, habrá que desengrasar con productos que no dejen residuo y realizar un lijado superficial para tener más agarre. Es ideal antes de aplicar la capa de acabado, lijar la imprimación para tener un buen acabado.